WooCommerce
Especiales México

CONOCE LAS TRADICIONALES POSADAS NAVIDEÑAS

Y continuando con los artículos navideños, es tiempo para nada más y nada menos que: ¡Las Posadas!

Las Posadas son una parte importante de las tradiciones navideñas en nuestro país, independientemente de su relación con la religión, ¡¿a quién no le gusta disfrutar de un rico ponche y arriesgarse a que le den un palazo en la piñata?! Bueeeeno, dejémoslo en solo disfrutar de un rico ponche. Así es que, preparen sus guantes, gorro y bufanda, que ya casi empieza lo bueno.

Estas celebraciones se llevan a cabo durante los 9 días previos a Navidad. Del 16 al 24 de Diciembre podrán beber, comer, romper piñatas, aventarse por la fruta y gozar de una buena noche navideña. El término “Posada” hace referencia a la búsqueda de un lugar donde María y José pudieran pasar la noche durante su trayecto a Belén.

¿Por qué duran 9 días las Posadas?

Aunque José y María no se aventaron 9 días caminando, los frailes lo acomodaron así para conseguir una novena (haciendo referencia a los novenarios que se hacen para pedir por una determinada intención u orar por un difunto) y se le dio a cada día un significado:

1. La humildad para convivir con armonía.
2. La fortaleza para realizar los deberes diarios.
3. El desprendimiento para rechazar todo deseo que desvíe de la fe cristiana.
4. La caridad, amar al prójimo.
5. La confianza en la misericordia divina.
6. La justicia para obrar con rectitud.
7. La pureza para rechazar al Maligno.
8. La alegría para alcanzar el cielo.
9. La generosidad para entregarse al servicio de Dios.

Tal vez para algunos suene muy religioso, pero no se claven, chavos, la intención de las fiestas decembrinas es reunir a nuestros seres queridos para convivir y compartir bellos momentos. #Aww.

Ahora sí… ¿Cómo le hago para pedir Posada?

En nuestra amada CDMX es común que durante esos días las posadas se celebren hasta en la calle. Lo primero es recrear la procesión donde los invitados cantan la letanía con los peregrinos al frente. Cuando terminan, todos los asistentes se dividen en dos grupos para pedir posada: los que se quedan adentro (comúnmente los dueños de la casa, quienes darán posada) y los de afuera (quienes representan a María y José).

Ya que están todos listos soportando la quemada de mano por la cera que cae de la velita, los de afuera comienzan el clásico “En el nombre del cieeeelo, os pido posaaaada, pues no puede andaaar, mi esposa amaa aaa aaa da”. #LéaseCantando

La canción cambia varias veces hasta que finalmente los de adentro deciden dejarlos pasar. Los anfitriones abren la puerta y todos entran.

Disculpe joven, ¿y la comida?

¡Venimos cansados, oigan! Después de pedir posada ya todos muy felices entran a la casa (o salen a la calle, dependiendo la sede) y viene lo que más amamos, la comida.

Generalmente se ofrecen antojitos mexicanos: tamales, quesadillas, tostadas o hasta pambazos, y como la fiesta es en invierno, no deben faltar las bebidas calientes: atole, chocolate o café, a las cuales es justo agregarles su piquete por dos razones: Porque hace frío y ¡por favor!

Y como bien lo mencionaba al inicio, Posada que se respeta, ¡da Ponche! Una Posada sin Ponche es como un árbol sin esferas, una tostada sin crema, un Godín sin aguinaldo.

Esta rica bebida caliente está compuesta por frutas hervidas: Caña, tejocote, guayaba, chabacano y ciruelas pasas, y se le pone azúcar, piloncillo o hasta Jamaica.

La piñata

Ese peculiar objeto que en ocasiones nos ha tocado ver en muchas y variadas figuras de acción, caricaturas o personajes de televisión, toma otra forma y significado en esta época.

La piñata de las Posadas debe ser de barro, nada que de cartón, a menos que quieran pasar horas intentando romperla y que al final su tío el más alto termine vaciándola, ¿verdad qué no? Así es que por favor, de cartón no.

Dentro de la misma debe haber dulces, cacahuates y fruta de la temporada, mientras que por fuera debe estar forrada con papel de colores brillantes y cuyo elemento principal son los 7 picos, los cuales representa los siete pecados capitales: soberbia, avaricia, lujuria, ira, gula, envidia y pereza.

Romper la piñata es tradicional, a las personas que le pegan a la piñata les vendan los ojos representando la fe ciega; aunque siempre he pensado que es más para hacerte pasar el ridículo. El palo con el que le pegan simboliza la fuerza de la virtud que destruye la falsedad y engaños, y lo que cae cuando se quiebra representa la verdad y los dones que la naturaleza nos concede como premio de la fe y la perseverancia.

En resumen…

Ahora que ya son todos unos expertos ¿por qué no se animan a hacer una? Acá les dejo los básicos indispensables para que se rifen y su Posada sea un rotundo éxito.

  • Peregrinos
  • Villancicos
  • Velas
  • Colación
  • Piñata
  • Soga o mecate
  • Frutas o relacionados: cacahuates, mandarinas, limas, tejocotes, caña, etc.
  • Luces de bengala
  • Alimentos para los invitados

About the author

charlestaker

Viajo a cualquier lugar que los videojuegos sean capaces de llevarme. Mis destinos favoritos: Columbia y Rapture. Me dan miedo los aviones, pero no a dejar volar mi imaginación. #CrazyOne

1 Comment

Click here to post a comment